Peritaje informático ERP, Web y APP

Peritaje informático ERP, Web y APP

Peritaje informático ERP, Web y APP

En estos días que me encuentro en varios juicios por la geografía española donde como auditor y en experto en Peritaje informático ERP, Web y APP, estoy dando fe de la correcta e incorrecta realización de varios proyectos, quisiera compartir varias cuestiones que pueden ser de ayuda a abogados como a clientes finales en la gestión de sus proyectos informáticos de desarrollo ERP, Web, movilidad…

Peritaje informático ERP, Web y APP

No es casualidad que en las últimas fechas diferentes peritajes informáticos en los que me encuentro colaborando tengan que ver con alguno de estos tres tipos de proyecto:

  1. Proyecto implantación ERP o sistema de gestión.
  2. Portales web, integrados o no con el sistema de gestión.
  3. Diferentes APP que tratan de aportar la funcionalidad del portal web, ERP, etc en la movilidad de varias áreas de la empresa.

Microsoft Dynamics NAV (Navision), Microsoft Dynamics AX (AXAPTA), SAP Business One, WordPress, Prestashop… y algún otro que por confidencialidad no nombrare, son ejemplos, de proyectos que han fracasado, vistos desde un lado (cliente) y otro (partner), con inversiones en ocasiones que superan los 5 dígitos, que en su día comenzaron como un gran proyecto y se ha convertido en un “gran dolor de cabeza”.

Aunque en ocasiones he escrito al respecto quisiera esta vez ponerme en la piel e los afectados principales (cliente y partner) y describir aquí como, de un mismo problema, se encuentran dos puntos de vista tan diferentes. Puntos de vista que como perito de parte o judicial tienes que desgranar, en ocasiones alejarte de los sentimientos y presión del interlocutor, ver, como siempre digo, que hay más allá de la punta del iceberg, pese a que, no olvidemos, estamos en un análisis forense informático. Trato de entender que paso, que ocurrió realmente, para poder extraer las evidencias B que hay detrás de las evidencias A.

Seguidamente quiero incluir una pequeña comparativa de opiniones diferentes contrastadas en casos y situaciones reales, desde los puntos de vista de cliente y partner. Como verán la visión puede ser, en ocasiones, tan parcial que debemos entender como de difícil es para el juez entender quién es el realmente responsable del fracaso o que parte de responsabilidad tiene cada uno:

ClientePartner o proveedor informático
El documento de requisitos fue insuficiente, la culpa o responsabilidad es del partner, no nos entendió, así como infravaloro el proyecto.Nosotros hicimos lo que nos explicaron, se tomó nota varias veces de lo que querían, cada vez que nos reuníamos el proyecto cambiaba y se ampliaba.
Las licencias vendidas son insuficientes, inadecuadas.Se eligió la licencia de menor coste porque así nos lo pidieron, ahorrar coste a toda costa.
El partner no tiene capacidad para entender nuestro negocio.Hemos desarrollado empresas del mismo sector de manera impecable. El problema es que ellos deben mejorar en sus procesos y adaptarse al sector, no seguir trabajando como lo hacían con Excel.
El software no funciona, falla en su totalidad.Apenas hay unos cuantos errores que se han ido resolviendo conforme lo pedían. Otra cosa es que nunca pararon de pedir cosas nuevas.
El programa que teníamos antes es mejor, más adecuado,…Para utilizar un ERP hay que adaptarse, en parte, a sus procesos. Ellos querían seguir trabajando como hace 15 años y eso es imposible porque este ERP tiene una forma de funcionar.
Nos cobraban por cada hora de desarrollo extra aunque fueran cosas que corregían de algo mal desarrollado.Se hicieron un montón de cambios sin pasar ni un solo euro, pero claro, cuando nos plantamos y dijimos que nos debíamos ceñir al proyecto contratado y pedimos dinero por cada nuevo desarrollo empezaron los problemas de verdad.
No nos sirve nada de lo que han hecho.Ellos siguen con el portal o con el ERP pero con otro partner. Han reutilizado equipamiento y licencias lo que evidencia que la elección del ERP no era incorrecta.
El director de proyecto era un desastre y no entendía lo que necesitábamos.Esta empresa no estaba madura para poder incorporar un ERP de estas características, además no tuvieron un responsable interno capacitado y con tiempo, clave del éxito de estas colaboraciones.
Yo antes tenía unos informes que me daban todo. En una sola hoja Excel tenía una visión completa, ahora tengo que ir a 6 pantallas para ver lo que necesito, es evidente que ahora estoy peor.El ERP es un sistema estructurado, con unas capacidades enormes, pero claro, no te puede dar todo en una pantalla, para eso están los informes. Ellos querían seguir como cuando cada uno tenía su Excel y eso no puede ser.

 

Conclusiones

Si algo he aprendido y aprendo en cada peritaje informático de un ERP, de un portal web, app, etc es que cada parte involucrada tiene su visión. La tabla comparativa anterior podría extenderse varias páginas y no terminaríamos nunca. No he hablado de integraciones con terceros, migración de datos, calidad de informes, etc cuestiones clave para estos proyectos. Sin embargo, en todo ese bosque, nosotros los peritos informáticos, abogados, jueces, etc debemos estudiar que ocurre, quien tiene la razón, cual ha sido realmente el problema, cuando en ocasiones no es blanco o negro, sino una gama de grises que pueden repartir la responsabilidad. En otras ocasiones no es así, es más claro, por ejemplo situaciones donde el proyecto ha sido claramente infravalorado, mal definido por el partner,… o por ejemplo el cliente no ha puesto al frente a un responsable de proyecto adecuado con tiempo, con capacidad, no ha colaborado, etc

Cuando termine este mes de diciembre abre asistido a 4 juicios en calidad de perito informático de esta temática de proyectos. Muchos de ellos se habrían solucionado si hubieran contratado a un director de proyecto externo que hubiera mediado, dirigido objetivamente, etc el mismo, de manera que al final del proyecto el coste incremental del director de proyecto externo hubiera ahorrado el fracaso del mismo, los tiempos invertidos, costes ahora de abogados, procuradores y peritos, entre otros. Lo barato sale caro.

Luis Vilanova Blanco. Perito informático judicial.

606954593

Luis.vilanova@leyesytecnologia.com